Kakuhido, los japoneses poco atractivos que le declaran la guerra a las celebridades románticas.

Estos protestantes japoneses quieren detener año con año  el Día de San Valentín porque les duele sus sentimientos. El Día de San Valentín es un evento muy esperado especialmente para los amantes, pero no todo el mundo comparte la misma opinión. Por ejemplo, los miembros de un grupo japonés llamado “Kakuhido”, o “La Alianza Revolucionaria de Hombres que las mujeres encuentran poco atractivo”, se oponen firmemente a la celebración del Día de San Valentín.

Esta agrupación fue fundada en el 2006 por un japonés que empezó a leer el Manifiesto Comunista tras ser abandonado por su novia, y desde esa fecha protesta junto a otros hombres para terminar con el capitalismo de la celebración con consignas como “besuquearse en público es terrorismo”

La Alianza Revolucionaria de Hombres a los que las Mujeres no encuentran Atractivos (Kakumei teki hi mote domei, o “Kakuhido“) desplegó una gigantesca pancarta con la frase “Destruye el Día de San Valentín” en el moderno distrito de Shibuya, en Tokio, protestando contra la mercantilización de la fiesta y gritando eslóganes como “besuquearse en público es terrorismo”, ante la perpleja mirada de los transeúntes.

“Nuestro objetivo es aplastar este capitalismo del amor”, explicó el jefe de Relaciones Públicas del grupo, Takayuki Akimoto, a la AFP.

“La gente como nosotros, que no busca valor económico en el amor, se ve oprimida por la sociedad”, añadió. “Es una conspiración de la gente que cree que los hombres que no son atractivos son inferiores o perdedores – los cariños en público, por ejemplo, nos hacen sentir mal. Es imperdonable”.

Los hombres las corresponden un mes después en el Día Blanco, una brillante iniciativa de marketing ideada por los reposteros en los años ochenta para hacer que el dinero siga fluyendo.

“La tradición de dar chocolates significa que siempre estás compitiendo”, asegura Akimoto, de 33 años, criticando la fiesta a la que su grupo considera “capitalismo basado en la pasión”.

“Eres juzgado por cuantos dulces consigues. Es una estrategia de negocio de los capitalistas del chocolate, es ridículo”, afirma.

Akimoto cree que su mensaje ha empezado a calar tras diez años de protestas. “Empiezas a oír de gente que pasa Navidad sola o de mujeres hartas de San Valentín”, dice.

“Creemos que con nuestra lucha, hemos contribuido a ese cambio social”, agrega.

Kakuhido fue fundado en 2006 por Katsuhiro Furusawa, quien empezó a leer el Manifiesto Comunista tras ser abandonado por su novia y llegó a la conclusión de que ser impopular con el sexo opuesto era una cuestión de clase y decidió lanzar un mensaje contra San Valentín.

El grupo cree que después de diez años, sus protestas y su mensaje está comenzando a filtrarse a través de la gente. Takayuki dijo que su grupo está haciendo cambios radicales con informes de “más personas que pasan la Navidad solas o que se cansan del Día de San Valentín”.

Kakuhido también protesta contra el Día Blanco y el Día de Navidad y planea agregar Halloween a su lista.

 

¡Compártelo con tus amig@s!